“Tarde y mal” en el marketing digital

Me tomo la licencia de empezar este nuevo blog hablando sobre algo que me hace hervir la sangre. ¿Por que en este santo país no empezamos a tomar medidas hasta que ya es demasiado tarde? ¿Por qué tenemos que estar con el agua hasta el cuello para empezar a hacer las cosas que se tienen que hacer? Además lo curioso, es que es independiente del sector en el que nos encontremos. Siempre vamos tarde.

Creo que nos empezamos a formar en el arte del “tarde y mal” desde el colegio, en nuestra etapa formativa, que luego culmina en la universidad. El “bah!, me da tiempo”, es decir, no pegar ni sello hasta el día antes del examen, y en el que somos unos auténticos profesionales, eclosiona cuando llegamos al mundo laboral. Nos ocurre en la economía, cuando el resto de países europeos están empezando a ver luz del tunel, nosotros cada vez vemos menos luz, la prima de riesgo no para de aumentar y encima algunos que deberían dar ejemplo, se van a cazar elefantes en medio del chaparrón.

También ocurre por supuesto con la política, donde casi nunca se toman decisiones preventivas y casi siempre tienen que ser paliativas, para intentar que la catástrofe no lo anegue todo.

Pues como no iba ser menos, en las decisiones empresariales en este país ocurre más de lo mismo. Me sigue sorprendiendo la cantidad de empresas que llevan años funcionando pero que ni siquiera saben por qué.

En plena era del marketing digital, donde cualquier empresa o negocio, por pequeño que sea, tiene una oportunidad, como nunca antes de reinventarse, de adelantarse a sus competidores, de llegar a mercados donde nunca antes pudo. Aún asi, la mayoría de las empresas o negocios españoles no lo están aprovechando. Y me atrevería a decir que, hasta que estas empresas no vean que su competencia ya les saca una ventaja difícilmente alcanzable en el Marketing digital, no empezarán a movilizarse en este sentido. Como decía antes, tarde y mal.

El hecho de formar parte de una empresa de marketing digital me da la oportunidad de ver y comprobar lo que está pasando en otros países. Nuestros vecinos europeos nos empiezan a sacar una notable ventaja también en el marketing en internet, posiblemente entre 2 y 3 años, de media. Pero aquí seguimos prefiriendo gastarnos el dinero en comilonas de empresa, facturas de teléfonos absurdas o en el leasing de un Audi Q7. ¿Por que? Porque no aprendemos de los errores del pasado y volvemos a tropezar con las mismas piedras de siempre.

No pretendo ser catastrofista con este artículo, pero sí dar un toque de atención a los responsables de las empresas, para decirles que todavía están a tiempo de subirse al tren del progreso con el marketing digital. Los que no se suban a tiempo, no tendrán sitio en el nuevo escenario de los negocios.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s